Dice astrónomo de la UN

La Tierra no está amenazada por bajo nivel del viento solar

 

Catalina Martelo Martelo
Unimedios

Investigaciones adelantadas por científicos de la NASA y de la Agencia Espacial Europea, con la ayuda del satélite Ulises, creado para estudiar el comportamiento del sol y su influencia sobre el espacio adyacente, señalan que el viento solar se encuentra en su nivel más bajo en 50 años.

Este fenómeno llama la atención de la comunidad científica porque el viento solar se configura en un escudo que protege la Tierra de la radiación espacial, y en nuestro caso cobra relevancia porque del comportamiento del sol dependen gran parte de los procesos en nuestro planeta. Sin embargo, no hay motivo para creer que estamos en peligro.

En entrevista con el programa UN Análisis de la Emisora de la Universidad Nacional de Colombia, Pablo Cuartas, magíster en Astronomía de la Universidad Nacional, dice que aunque el sol parece tener cierta estabilidad respecto a sus actividades, cumple un ciclo activo de aproximadamente 11 años.

“Cada 11 años, el sol entra en un pico de actividad en el que tiene una gran producción de energía y radiación. Obviamente, a ese momento le sigue un bajón en la actividad de este astro. Lo que está detectando Ulises es que la actividad del sol está en un punto bajo dentro de sus ciclos normales”, comentó Cuartas.

El científico argumentó que no es preocupante lo que en la actualidad le está sucediendo al sol, ni sus repercusiones en la Tierra, porque corresponde a una etapa del ciclo natural de esta estrella. “Posiblemente, como consecuencia de este fenómeno, no tengamos muchas auroras boreales, y no podamos observar por estos días las luces del norte”, agregó.

Cuartas enfatizó que este bajón en el viento, lo que puede generar es, posiblemente, que llegue más radiación a la Tierra, y más partículas de otras estrellas. Sin embargo, aseguró que hay que tener presente que a la Tierra la protege su campo magnético que es el que impide que partículas dañinas o que radiación de altas energías lleguen hasta nosotros. “Cuando tenemos suficiente viento solar, suficientes partículas cargadas que provienen del sol, esto se convierte en un escudo en contra de esa radiación que proviene del medio interestelar”.

Que sucedan estos fenómenos es beneficioso, sobre todo, para los astrofísicos, porque es una oportunidad para profundizar las investigaciones que adelantan sobre radiación interestelar, tal como lo aseguró Cuartas, quien reitera que la baja actividad del viento solar que actualmente se registra no tiene consecuencias directas sobre la Tierra. “Es más dañino para nosotros cuando tenemos un pico solar alto que cuando el sol está en un bajón de actividad”.

Visitar

Visitar

Videoespecial

 

Publicación de la Unidad de Medios de Comunicación -Unimedios- de la Universidad Nacional de Colombia.

PBX.: (1) 316 5000 ext. 18108 - 18106 Fax: (1) 316 5232 • Correo electrónico: un_periodico@unal.edu.co
Universidad Nacional de Colombia
Carrera 45 N° 26-85 - Edificio Uriel Gutiérrez
Bogotá D.C. - Colombia
Gobierno en LíneaAgencia de Noticias UN
PBX: 3165000
webmaster@unal.edu.co

Aviso Legal - Copyright